EDUCACIÓN GASTRONOMIA 

El Instituto Gastronómico Aspic recibe la visita del Chef Romain Gicquel

La gastronomía ocupa un lugar importante en la identidad nacional y mundial, no sólo refleja la cultura de cada país, también preserva las tradiciones a nivel regional.

Por excelencia, hablar del arte culinario remite al país galo, es aquí donde nació el culto al buen comer.

Basta echar un vistazo a la historia de la cocina, para encontrar grandes aportaciones, por ejemplo, el chef Guillaume Tirel, quien a finales de la Edad Media escribió el libro “Le viandier”, donde estableció los esquemas y tipos de cocción; sin olvidar al chef Antonin Carême con sus técnicas y recetas que dieron origen al haute cuisine.

Cabe destacar que la gastronomía francesa se caracteriza por ser refinada, incluso posee el reconocimiento de la UNESCO como

Patrimonio Inmaterial de la Humanidad; entre los platillos distintivos destacan: el foie gras, los croissants, ratatouille y el famoso crème brûlée.

Desde la guerra francomexicana y con la llegada del emperador Maximiliano y la emperatriz Carlota a México, Francia dejó una gran huella, no sólo en México, sino también en nuestra gastronomía.

Es por eso que esta combinación de culturas que conlleva la elegancia de Francia y el misticismo de México ha trascendido durante muchos años para permanecer en los platillos de hoy en día.

 

Es por eso que el Instituto Gastronómico Aspic, reconoce la importancia de seguir trabajando de la mano con amantes de la cocina tanto franceses como mexicanos.

Y trae de Francia a la Ciudad de México a dos chefs reconocidos, miembros de la asociación Maîtres Cuisiniers de France y con más de 20 años de experiencia que los respaldan para que nos compartieran un par de recetas.

Sin perder jamás su pasión por la transmisión de saberes y el deseo de posicionar internacionalmente el arte culinario francés, Romain Gicquel en el Instituto Aspic nos comparte un poco sobre su trayectoria como Chef.

Tras haber aprendido el oficio con algunos de los chefs y restauradores más prestigiosos, ha luchado por complacer muchos paladares franceses y ahora ya tiene su propio restaurante llamado La Ferme des Voisins, ubicado a algunos kilómetros de Versalles.

Romain Gicquel, es un apasionado por la cocina que incentivado desde su más tierna infancia a participar en la elaboración de comidas familiares, cocina desde los 15 años. Poco después, decide emprender el camino de sus estudios en una escuela de calidad, para estar seguro de tocar y manipular productos de excelencia.

Este primer aprendizaje lo lleva a Versalles, donde le confían en poco tiempo la importante tarea de recorrer el mercado desde las primeras horas de la mañana, en busca de productos frescos. La calidad y elección de productos es para Romain Gicquel un elemento esencial en la obtención de resultados óptimos dentro de la cocina francesa.

Hasta la fecha, es garante del posicionamiento del arte culinario francés alrededor del mundo y trabaja en estrecha colaboración con el Presidente Christian Têtedoie, en pos de la alianza entre generaciones de cocineros y el desarrollo de su imagen a nivel internacional.

Related posts