BIENESTAR 

La Violencia como principal causa de fallecimiento en jóvenes

Agresiones, accidentes vehiculares y suicidio, son las principales causantes de muerte en jóvenes entre 15 y 29 años.El 90% aproximadamente de las personas que se quitan voluntariamente la vida tienen algún trastorno mental.

Freedom - Happy couple cheering and celebrating

Autoridades sanitarias en salud mental de la APM, INPRFM y WPA se unieron para hacer una declaratoria y establecer medidas de prevención y tratamiento de la violencia en todas sus modalidades, discriminación, violencia de género y diversidad sexual, suicidio y consumos de sustancias, entre otras.

Ante el aumento en las estadísticas de violencia en la población adolescente y joven de México, la Asociación Mundial de Psiquiatría (WPA, por sus siglas en inglés), la Asociación Psiquiátrica Mexicana (APM) y el Instituto Nacional de Psiquiatría Dr. Ramón de la Fuente Muñiz (INPRFM), llevaron a cabo la lectura de la Declaratoria Conjunta sobre la Violencia a fin de establecer las actividades para su prevención y tratamiento, conociendo a fondo la situación actual en nuestro país; la discriminación, violencia de género y diversidad sexual; suicidio; consumo de sustancias y sus efectos sobre la salud mental.

En el Foro “Adolescencia y Violencia” organizado por la APM, INPRFM y la WPA en la Ciudad de México, especialistas en salud mental y psiquiatría dieron a conocer que acciones como agresiones, accidentes de transporte y suicidio, son las principales causas de fallecimiento en los jóvenes de entre 15 y 29 años de edad, representando el 50.4% por ciento de las muertes en hombres dentro de ese grupo de edad y el 26.8% de las defunciones en mujeres jóvenes.

En México la prevalencia de fumadores jóvenes es de 21.6% en hombres y 17.7% en mujeres.

La Declaratoria Conjunta sobre Violencia es la primera que se realiza en México y América Latina e incluye programas de actualización para los profesionales de la Salud Mental, acerca de los enfoques terapéuticos útiles, como brindar apoyo a los sobrevivientes de la violencia, a los deudos de las víctimas y de los desaparecidos. Además propone una Sección Académica multidisciplinaria dentro de la APM para el Estudio e Intervención de la Violencia Social en México y establecer un reconocimiento a los medios y a los profesionales de la comunicación que promuevan la salud mental.

La conferencia de prensa estuvo presidida por el Dr. Enrique Chávez León, Presidente de la APM; la Dra. Maria Elena Medina Mora, Directora del INPRFM y del Dr. Dinesh Bhugra, Presidente de la World Psychiatric Association (WPA).

El riesgo de desarrollar enfermedades cardiovasculares es mucho más alto en aquellas personas propensas al estrés.
9 de cada 10 suicidios son causados por un trastorno mental

El suicidio representa un problema de salud pública pues se encuentra dentro de las principales causas de muerte en la población joven. Según cifras oficiales, entre 6 y 7 personas se quitan la vida diariamente.

El Dr. Chávez comentó que “un 90% aproximadamente de las personas que se quitan voluntariamente la vida, tienen algún trastorno mental, siendo el más frecuente la depresión, aunque también se relaciona con el uso de alcohol, drogas, ambientes familiares violentos o haber sufrido abuso físico o sexual.

“Convivir en ambientes violentos o donde hubo un suicidio, promueven a que la persona que ha intentado quitarse la vida, tenga mayor riesgo de conseguirlo por su propia mano”, comentó el galeno.

Sin embargo, añadió que también ambientes de estrés y discriminación vuelven vulnerables a las personas. Un ejemplo es la población transgénero donde los intentos suicidas ocurren en el 32% de ellos, sobre todo en los más jóvenes, menores de 25 años, que cursan con depresión o historia de consumo de sustancias, abuso sexual, discriminación y victimización.

De acuerdo con el Instituto Nacional de Estadística y Geografía, entre 1990 y 2012, la tasa de suicidios en México presentó una tendencia creciente de 114%, al pasar de 2.2 a 4.7 casos por cada 100 mil habitantes, convirtiéndolo en la décima cuarta causa de muerte.

Por ello es que las autoridades sanitarias instan a no maximizar las noticias sobre violencia, ya que en lugar de concientizar, “impulsan ese comportamiento al presentarlas de tal forma que resulta llamativo, interesante o especial”, enfatizó el Dr. Chávez.

Finalmente los especialistas urgieron a la prevención del suicidio y comportamientos violentos con programas enfocados para detectar y tratar tempranamente la depresión, consumo de sustancias y abuso sexual, así como promover la aceptación y disminuir el prejuicio hacia la comunidad transgénero.

 Prevención, tratamiento y rehabilitación de los efectos de la violencia en la salud mental de los adolescentes.

Declaración de la Ciudad de México.

INTRODUCCIÓN

La Asociación Mundial de Psiquiatría (WPA), la Asociación Psiquiátrica Mexicana A.C. (APM) y el Instituto Nacional de Psiquiatría Dr. Ramón de la Fuente Muñiz (INPRFM) de la Secretaría de Salud, México, presentan la Declaración de la Ciudad de México, a partir de las conclusiones obtenidas en la Mesa Redonda “Adolescencia y Violencia” realizada los días 2 y 3 de noviembre de 2016.

El objetivo de la Declaratoria de la Ciudad de México, es establecer los lineamientos que la psiquiatría considera fundamentales, para la prevención, el diagnóstico, el tratamiento y la rehabilitación de los adolescentes en riesgo de desarrollar, o con trastornos mentales.

Los trastornos mentales en México afectan al 23 % de su población a lo largo de la vida, y en cerca de la mitad de los casos dan inicio durante la adolescencia y la vida adulta joven. La pobreza, las diferencias culturales, el género, la violencia y las políticas de salud, son los determinantes socioculturales de la salud mental.

La inseguridad y la violencia, presentes en nuestro país, aumentan el riesgo y pueden desencadenar distintas enfermedades mentales. Los adolescentes y otros segmentos de la población mexicana, son especialmente vulnerables.

La Asociación Psiquiátrica Mundial, la Asociación Psiquiátrica Mexicana A.C. y el Instituto Nacional de Psiquiatría Ramón de la Fuente Muñiz, a través de la Declaración de la Ciudad de México, proponen las siguientes medidas, lineamientos de acción e intervenciones, indispensables para prevenir, tratar y rehabilitar a los adolescentes y poblaciones vulnerables, víctimas y sobrevivientes de la violencia en México.

 

AUTORIDADES NACIONALES

La seguridad ciudadana debe ser concebida y redefinida a partir de una acción política, donde trabajen el Estado y la sociedad civil en conjunto.

Las organizaciones no gubernamentales y asociaciones civiles, deberán ser minorías activas innovadoras, con participación plena para la obtención de una mejor vida para todos.

La creación de la Ley General de Salud Mental a nivel nacional, constituiría un instrumento legal para la protección de la salud mental de la población mexicana, en general, y de las poblaciones en condiciones de vulnerabilidad y personas afectadas por trastornos mentales, en especial.

Un solo actor no podría atender las necesidades de salud mental de la población en México. Es necesario incorporar en las acciones, a médicos de primer contacto y especialistas en psiquiatría, así como profesionales de la salud mental del área de psicología, trabajo social, enfermería y otras áreas afines.

Es indispensable reforzar la atención de la salud mental, en la medicina de primer nivel, mejorar los programas de atención comunitaria e incorporar la formación en salud pública.

TRASTORNOS MENTALES

Las conductas antisociales y criminales, por lo general, no están relacionadas con los trastornos mentales. La mayoría de los actos delictivos, son realizados por personas mentalmente sanas. En cambio, la violencia y la inseguridad, generan o desencadenan trastornos mentales.

La personalidad antisocial, aunque no siempre está relacionada con conductas agresivas o violentas, requiere ser diagnosticada y tratada tempranamente.

La violencia familiar y social, desencadenan enfermedades mentales, en aquellas personas con una predisposición heredada. Sin embargo, ser testigo de violencia o sufrirla, puede dar lugar a la aparición, tanto a trastornos mentales transitorios, como crónicos. Es el caso del trastorno de estrés agudo y del trastorno de estrés postraumático.

La educación acerca de estos trastornos mentales, en especial, y de las enfermedades mentales, en general, es indispensable para su detección inmediata y su tratamiento oportuno.

POBLACIÓN MIGRANTE

La situación particular de México en migración, se debe a el cambio en el panorama de emigración a inmigración de nuestros connacionales, y al paso de migrantes latinoamericanos a través del territorio nacional.

Otro factor a considerar es la migración interna, debida a que los habitantes de los distintos estados tienen que cambiar, debido a la inseguridad y la violencia, su lugar de residencia.

La creación de programas y protocolos para la seguridad y la asistencia integral de niños, adolescentes y adultos migrantes para prevenir, detectar de forma temprana y establecer tratamiento de los trastornos mentales, es una necesidad imperiosa.

USO DE DROGAS

El trastorno por consumo de sustancias, es a la vez un trastorno mental y un factor predisponente para el desarrollo de otros trastornos mentales graves.

El consumo de drogas, forma parte de un conjunto de condiciones predisponentes y conductas, que pueden o no relacionarse con la violencia o la conducta antisocial. Sin embargo, el uso de sustancias durante la adolescencia, condiciona alteraciones en el funcionamiento cognitivo (intelectual) de la persona y aumento en la deserción escolar.

Es indispensable establecer o reforzar los programas de prevención de uso de alcohol y sustancias. En el medio educativo es necesario incluir programas preventivos y de detección temprana y contar con medios de canalización para su atención.

Independientemente de que el usuario haya tenido una conducta criminal es indispensable el proporcionar tratamiento para su trastorno por consumo de sustancias. En el mismo sentido, buscar evitar la criminalización del consumo y en cambio dar tratamiento son dos elementos fundamentales para abordar el problema.

Es necesario contar con programas útiles y un equipo multidisciplinario, constituido por especialistas en salud mental adecuadamente entrenados, así como cursos de actualización continua, para las actividades preventivas, terapéuticas y de rehabilitación.

En la intervención del trastorno por consumo de sustancias, es indispensable incluir siempre a la familia, en la que deben incidir los esfuerzos preventivos y terapéuticos, y que debe dar una crianza adecuada y positiva, que contribuya a la salud mental del niño y del adolescente.

 

SUICIDIO

Un problema de salud pública, pues es la 2ª causa de muerte en adolescentes, ha aumentado en los últimos años, sobre todo en jóvenes 15 a 24 años y en mujeres. Aunque los eventos estresantes ambientales son sus desencadenantes, la mayoría de los suicidios se deben a trastornos mentales, principalmente depresión o trastorno por consumo de sustancias.

Identificar los factores de riesgo y detectar tempranamente los trastornos mentales en las poblaciones especialmente vulnerables, como son los adolescentes y adultos jóvenes, las personas homosexuales, bisexuales y transgénero deben constituir los principales objetivos.

Es indispensable la participación de los profesionales de salud mental, de los gobiernos federal y estatales, instituciones, médicos de primer contacto, maestros, padres de familia y los mismos jóvenes. Los medios de comunicación son instrumentos que deben trabajar en la misma dirección.

El diagnóstico y tratamiento de los trastornos mentales, son herramientas fundamentales para la prevención del suicidio.

 

DUELO DEBIDO A SUICIDIO Y DESAPARICIÓN DE PERSONAS

Este tema requiere formar especialistas en el área de atención psicosocial, que prevengan el desarrollo de depresión y de estrés postraumático, trastornos frecuentemente presentes en los deudos y familiares, y sobre todo evitar conductas suicidas.

FIRMANTES

 

firma-de-la-declaratoria-conjunta-apmwpa-e-inprfm

 

 

 

 

Dra. Maria Elena Media Mora
Dra. Maria Elena Media Mora
Dr. Dinesh Bhugra
Dr. Dinesh Bhugra

 

Dr, Enrique Chávez
Dr, Enrique Chávez

 

Related posts